Nuestra Historia

David Torres Bello

Propietario

En 1990 la familia Torres y Bello regresó de Barcelona a su tierra natal. Tras el intento frustrado de salir adelante con la agricultura, probaron con la hostelería. Así, en 1993 abrió sus puertas el Mesón Retamar. 

Toda la familia trabajo sin descanso durante 7 años hasta conseguir permitirse un día libre a la semana. 

En 2005 David toma las riendas, trayendo nuevas ideas para modernizar el negocio sin perder su esencia original. Un bar familiar de platos sencillos con producto de calidad.